viernes, 22 de abril de 2016

CiFiMad 2016 V.

En una convención puede uno encontrarse de todo a nivel de personajes. Y se hace patente la diferencia entre disfrazarse y vestirse o caracterizarse. Diferencia no solo a nivel de calidad de traje sino de actitud. La caracterización pide una cierta entrega, un creerse el papel, reproduciendo en parte las actitudes, poses o frases del personaje imitado. La caracterización pide un mínimo de calidad, ya sea comprada o realizada por uno mismo. Especial interés reviste el esfuerzo de quienes se lo curran comprando telas y accesorios, haciendo de sus horas arte que luego se ve recompensado con un traje. Este se puede luego personalizar más o mejorar.

En la CiFiMad encontramos ambas realidades de caracterizaciones y disfraces. Y uno podía ver que los segundos lo llevaban con humor, dando un toque alegre y distendido a su personaje. Unas veces eso y otras veces nos encontrábamos con personitas jóvenes que aún no llegan a esa capacidad del fan de meterse en el papel. Lo dicho, disfraz para pasarlo bien y crear buen ambiente. A los niños los hace parecer entrañabales (descubriendo el poder friki de los padres) y a los adultos los lleva a la gracia y a la foto jocosa que te relaja y lleva a la risa.

A nivel de caracterizaciones curiosas, graciosas también, nos encontramos con la de Matt, asistente de radar, que proviene de una parodia del programa "Jefe infiltrado". Lo divertido es que en la parodia participa el actor Adam Driver, infiltrado entre la tropa como asistente de radar que va preguntando a la gente qué tal tío es Kylo Ren y si les mola su espada. Pues sí, en la CifiMad de este año ya había un cosplay de él.

 Otro muy currado que incluía un brazo amputado para prestarle a quien se sacase foto con ella, porque era chica, era el cosplay del caballero oscuro de los Monty Python. Caballero que aparecía en medio del bosque como obstáculo a abatir si querías pasar. En una memorable escena de la desternillante Los caballeros de la mesa cuadrada y sus locos seguidores el esforzado caballero Arturo, en busca del santo Grial, se topa con el caballero oscuro y se baten en duelo. Arturo va cercenando brazos y piernas del oponente y este se resiste hasta el final a abandonar y darse por vencido, con lo que remata en el suelo, solo cabeza y tronco pero en un erre que erre de que no está vencido y que se se siga enfrentando a él. Una mujer realizó la caracterización sin un brazo.

Luego ya teníamos curiosidades como un Olaf poco agraciado junto a Elsa y Ana ya bien puestas o un voluminoso T Rex que llegó a agenciar un sable de luz rojo, aumentando su capacidad de destrucción y gracioso porte terrorífico. Pero para terrorífico el dúo del hombre lobo con Maléfica.